Todo sobre la Ley de Divorcio en Chile

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Ley de Divorcio en Chile

Índice de contenidos

Si quieres saber todo sobre la ley de divorcio en Chile estás en el lugar indicado, con esta guía te facilitaremos toda la información necesaria para despejar tus dudas. Desde que significa el divorcio, como tramitarlo, como hacer la separación de bienes y más, todo con el fin de guiarte de manera correcta para que realices este trámite sin inconvenientes.  

¿Qué es el matrimonio en Chile?

Para entender mejor todo acerca del divorcio tienes que tener claro el significado de matrimonio, ya que va más allá de lo emocional que se le atribuye. Hablando del matrimonio desde el punto de vista jurídico podemos decir que, de acuerdo al código civil de Chile, es:

“El matrimonio es un contrato solemne por el cual un hombre y una mujer se unen actual e indisolublemente, y por toda la vida, con el fin de vivir juntos, de procrear, y de auxiliarse mutuamente”.

Es decir, es una unión entre dos personas con el fin de acompañarse, apoyarse, tener hijos y otras particularidades propias como el cuidarse el uno al otro. Pero siguiendo por la vía legal, la cita menciona que es un contrato indisoluble, si te preguntas qué quiere decir eso, pues un contrato indisoluble significa que no se puede disolver o terminar.

Pero, como todas las leyes tienen sus excepciones, ahí es donde entra el divorcio. Además, existen otras maneras estipuladas por la ley de que un matrimonio sea disuelto.  

que es el matrimonio en chile

¿Cómo poner fin al matrimonio?

De acuerdo a lo descrito en el Artículo 42 de la Ley N 19.947 conocida como Nueva Ley de Matrimonio Civil y la Ley N 20.377 un matrimonio puede llegar a su fin de la siguiente manera:

  • Por el fallecimiento de uno de los cónyuges.
  • Declaración de ausencia por desaparición forzada de personas, a solicitud expresa del cónyuge no desaparecido.
  • Sentencia firme de nulidad.
  • Sentencia firme de divorcio.

Siendo estas dos últimas por nulidad y divorcio las más comunes.

¿Qué es el divorcio?

El divorcio no es más que la disolución o el fin del matrimonio de manera legal, esta declaración judicial puede ser realizada tanto por uno o por los dos cónyuges.

que es el divorcio

¿Cuáles son los efectos del divorcio?

Si bien sabemos que el principal efecto es disolver o terminar el matrimonio, también existen otros efectos que se tienen que tener en cuenta al momento de querer divorciarse, y es que, al poner fin a un contrato, hay obligaciones, derechos y compromisos que también quedan sin efecto.

  • Cuando una pareja se divorcia deja de existir el compromiso moral de protegerse, cuidarse, apoyarse, alimentación, etc. Es decir, ya no tienen esa obligación o compromiso que el matrimonio genera.
  • Cesan los derechos a recibir la herencia del cónyuge una vez que estén divorciados y fallezca uno de los dos.
  • En caso de estar casados en régimen de sociedad conyugal igualmente deja de existir, por lo que cada quien adquiera luego del divorcio pertenece únicamente a quien lo compro.
  • La filiación de los hijos no cambia.

¿Qué pasa con el patrimonio después del divorcio?

Cuando se produce un divorcio, el patrimonio también tendrá un efecto mayor o menor que dependerá del régimen en el cual la pareja haya contraído matrimonio. Es decir, en el caso de aquellas parejas que se hayan casado bajo régimen de separación de bienes no tendrán ningún efecto en el patrimonio conyugal.

Pero, por otra parte, en el caso de que hayan realizado el matrimonio bajo régimen de sociedad conyugal, el patrimonio de los cónyuges puede presentar efectos mayores o menores del mismo que deberán ser tratados posteriormente, esto dependerá igualmente del tipo de divorcio que estén tramitando, punto que explicaremos más adelante.

¿Qué pasa con mis herederos si me divorcio?

Si alguno de los dos fallece antes del divorcio el derecho hereditario se mantiene intacto. Pero como mencionamos anteriormente acerca de los efectos del divorcio, al hacer esta declaración judicial los cónyuges pierden todo el derecho a recibir herencia sobre el patrimonio conyugal una vez que ya haya sido finiquitado el trámite.

Diferencias entre divorcio, separación judicial y nulidad

Divorcio

El divorcio pone fin al matrimonio mediante una declaración judicial, teniendo efectos sobre el patrimonio conyugal o no. Éste puede darse debido al cese de la convivencia o por culpa debido a alguna causal estipulada en el artículo 54 de la Ley N 19.947.

Separación Judicial

Este trámite es una opción estipulada por la ley de matrimonio civil en el cual puedes suspender tus deberes y obligaciones conyugales, por lo general, es realizado antes del divorcio cuando las personas no cuentan con todos los documentos necesarios. Puede darse por diferentes causales como cese de la convivencia, mutuo acuerdo o infracciones graves a los deberes y obligaciones conyugales o como padres.

Nulidad

Este proceso legal deja nulo el matrimonio cuando alguno de los dos cónyuges haya incurrido en alguna violación a las leyes bajo la cual se realiza un matrimonio. Faltando a los artículos 5, 6, 7 de la Ley N 1.947 o por falta de consentimiento libre y espontáneo. A diferencia del divorcio el estado civil luego de la nulidad pasa a ser soltero como si nunca hubiera existido un matrimonio.

Requisitos del divorcio ¿Cuáles son?

Claramente un matrimonio puede terminar por diversas razones, es por ello que te explicaremos a continuación los principales requisitos para poder tramitar un divorcio en Chile. Ten en cuenta que dependiendo del tipo de divorcio serán diferentes las causales para su solicitud.

Primeramente, aunque suene lógico, para poder divorciarse una o ambas partes del matrimonio deben querer realizar esta declaración judicial.

Por otra parte, de acuerdo a la ley debe existir un determinado tiempo de separación (vivir en lugares distintos) para poder llevar a cabo el divorcio, de lo contrario no podrán divorciarse, esto también depende del tipo de divorcio.

  • Divorcio culposo: Para solicitar este tipo de divorcio uno de los cónyuges debe haber infringido uno de los deberes u obligaciones del matrimonio, ya sea infidelidad, violencia o cualquier conducta que haga intolerable la vida en común o con los hijos.
  • Divorcio de mutuo acuerdo: Ambas partes deben estar de acuerdo en poner fin al matrimonio y llevar al menos 1 año desde el cese de convivencia.
  • Divorcio unilateral: Para solicitar el divorcio de acuerdo a este tipo se requieren 3 años a partir del cese de convivencia.

Para probar que la pareja vive en lugares separados de acuerdo a la ley  se debe solicitar el cese de convivencia en el registro civil.

requisitos para el divorcio

Sobre el cese de convivencia

Si no tienes muy claro qué significa el cese de convivencia, pues no es más que un documento o certificado que refleja el tiempo exacto que la pareja lleva viviendo por separado, es decir, que ya no conviven en un mismo hogar. Este es un requisito indispensable para proceder con una demanda o solicitud de divorcio en Chile, dependiendo también de la fecha en la cual hayan contraído matrimonio.

Pero, ¿Qué pasa si no se tiene este documento? Aunque las leyes determinan que es necesario tener el cede de convivencia para comprobar que la pareja cuenta con determinado tiempo separado, no es el único método para poder proceder con el trámite de divorcio.

Es decir, igualmente podrás realizar la solicitud, ya que existe algo llamado libertad probatoria, que como su propio nombre lo indica no es más que la libertad que tienen las personas para probar un hecho.

Esto suele realizarse mediante testigos, contratos de arriendo, facturas de servicios o cualquier otra cosa que compruebe la separación. Así que no debes inquietarte por si aún no cuentas con el cese de convivencia.

¿Cómo se comprueba el cese de convivencia?

Si los matrimonios fueron realizados antes de noviembre del 2004 se puede comprobar el cese de convivencia mediante cualquier prueba, exceptuando la confesión de parte.

En cambio, aquellos matrimonios que se hayan llevado a cabo luego de noviembre de 2004 podrán comprobar el cese de convivencia de la siguiente manera:

  • Mediante acuerdo completo, manifestado en escritura pública, acta extendida y protocolizada ante un notario, oficial de registro civil o mediante transacción aprobada de manera judicial.
  • A través de notificación de demanda que tiene como objetivo regular la relación mutua de los cónyuges, así como con sus hijos.
  • Cuando una de las partes del matrimonio exprese que desea el divorcio mediante uno de los documentos estipulados en el artículo 22 de la Ley de Matrimonio Civil.

Plazos para realizar la demanda de divorcio

No existe un tiempo exacto, de acuerdo al tipo de divorcio en Chile que se vaya a tramitar o solicitar, entonces los plazos se cuentan desde el cese de convivencia de la siguiente manera:

Los divorcios que sean de mutuo acuerdo, tienen un plazo de demanda de un año a partir del cese de convivencia.

Por otra parte, en cuanto a los divorcios unilaterales, tienen un plazo para la solicitud de tres años a partir del cese de convivencia.

De no cumplir con los plazos las demandas de divorcios no avanzan.

Tipos de divorcio de divorcio en Chile

El divorcio en Chile cuenta con tres tipos: Divorcio de común acuerdo, divorcio unilateral y divorcio culposo los cuales te explicamos más detalladamente a continuación:

tipos de divorcio en chile

Divorcio de común acuerdo

El divorcio de mutuo acuerdo o como también se le llama divorcio exprés, es una de los tipos de divorcios en Chile más sencillos y rápidos de tramitar. Este puede llevarse a cabo únicamente cuando ambas partes del matrimonio están de acuerdo en divorciarse.

Además de ser una de las maneras más rápidas de solicitar el divorcio, es también una de las más convenientes. ¿Por qué? Porque al estar ambos de acuerdo no existen tantas trabas ni trámites que procesar, incluso suele ser una separación más tranquila en cuanto a lo emocional y judicial cuando de patrimonios conyugales se refiere.

¿Cuándo procede el divorcio de mutuo acuerdo?

Como mencionamos anteriormente la única manera de tramitar o solicitar este tipo de divorcio es que ambas partes, es decir, los cónyuges estén de acuerdo en divorciarse. Pero, también es necesario que se regulen los temas en cuanto a las prestaciones económicas entre la pareja, el cuidado y relación directa o regular de los hijos, así como la alimentación o controversias en cuanto a compensación económica.

Sin embargo, para proceder con este tipo de divorcio también deberá transcurrir al menos un año desde el cese de convivencia para que pueda ser aprobado por un tribunal de familia.

¿Qué es el acuerdo completo y suficiente?

Para hacer las diferentes regulaciones que mencionamos antes en cuanto a los hijos, existe algo llamado acuerdo completo y suficiente. Esto es un documento mediante el cual los cónyuges pueden regular todo referente a las relaciones mutuas que tengan, régimen patrimonial y materias de cuidado sobre los hijos.  A continuación, te explicamos brevemente  lo que se puede regular con este acuerdo:

Prestaciones económicas: Aquí se regula todo lo que tenga que ver con el dinero que va a recibir quien esté a cargo del hijo o hijos, para vivienda, educación, alimentación. Se estipulara un monto mensual que no puede ser mayor al 50% del suelo que perciba la persona.

Compensación económica: Este punto aplica solo en caso de que uno de los cónyuges haya postergado su carrera profesional por cuidar a su hijo o hijos. Si es así, puede solicitar la compensación ya sea en dinero o bienes en pago único dependiendo de la realidad de cada uno.

Cuidado personal: Un punto importante al momento de tramitar el divorcio, es donde se regula quién se quedará con la tuición del hijo o hijos.

Relación directa y personal: Igualmente, en este punto se estipula como serán las visitas del padre o madre, cuantas veces se podrá realizar y cuántas veces podrá llevárselo a casa.

Una vez regulado cada término y estando ambas partes de acuerdo, se procede al finalizar el divorcio.

Si no existe acuerdo ¿Qué debo hacer?

De acuerdo a la nueva Ley de Matrimonio Civil, en caso de que no exista un mutuo acuerdo entre los cónyuges al momento de querer divorciarse, puede pasar a solicitar otro tipo de divorcio llamada divorcio unilateral. De esta manera deberá cumplir con unos requisitos diferentes al de mutuo acuerdo.

Divorcio unilateral

El divorcio unilateral a diferencia del anterior, se puede llevar a cabo en casos donde una sola de las partes del matrimonio quiera divorciarse y la otra no. Además, es necesario que pasen como mínimo 3 años desde el cese de convivencia para poder ser aprobado.

Este tipo de divorcio suele ser un poco más complejo y suele necesitar más trámites de acuerdo a cada caso.

Costos y plazos del divorcio unilateral

Primeramente, los costos de tramitar este tipo de divorcio en Chile dependerán de los honorarios del abogado que selecciones. Además, va de acuerdo a los medios probatorios e inscripción de sentencia que se necesite. Suelen ir de $300.000 y $450.000.

Por otra parte, los plazos no tienen una duración exacta, ya que primero se debe notificar al otro cónyuge acerca de la solicitud o demanda de divorcio. Una vez que le haya llegado la notificación se debe considerar que el cónyuge demandado asista a la audiencia.

¿Qué hacer si mi cónyuge es violento, no cumple sus deberes, es alcohólico?

En este punto si tu cónyuge viola los deberes y obligaciones del matrimonio al punto de hacer intolerable la vida que llevan en común, lo mejor es optar por solicitar el divorcio culposo que te explicaremos a continuación, ideal para aquellas situaciones extremas.

Divorcio culposo

El tercer tipo de divorcio en Chile es el culposo, este puede ser solicitado o demandado cuando uno de los cónyuges incurre en una falta de los deberes y obligaciones matrimoniales y con los hijos.

Es decir, si un cónyuge tiene acciones o conductas que hagan la vida en común intolerable ya sea por violencia física o psicológica, infidelidad o cualquier cosa que incumpla con la ley, podrás hacer uso de este tipo de divorcio.

¿Qué tipo de pruebas se necesitan?

De acuerdo al artículo 54 de la Ley de Matrimonio Civil existen algunos ejemplos de causales que pueden ser motivo para solicitar un divorcio culposo. Por lo que para solicitar este trámite es necesario primeramente que se acrediten las pruebas que tiene el cónyuge demandante.

Por lo que, por ejemplo, si la causal es por violencia física, será necesario valer todos los medios posibles como: Testigos, grabaciones audiovisuales, confesiones, peritajes, etc. Todo con el fin de asegurar los hechos causales.

Algunas de las conductas establecidas para un divorcio culposo en Chile son:

  • Atentados contra la vida, así como transgresiones graves contra la integridad física o psíquica del cónyuge o hijos.
  • Violación grabe y repetitiva de los deberes de convivencia, fidelidad o socorro que el matrimonio emana. Igualmente el abandono recurrente del hogar es tomado como violación de los deberes conyugales.
  • Condena ejecutoria por haber cometido algún crimen o delito contra el orden familiar, moralidad pública, contra personas, estipulados en Libro II Títulos VII y VIII, del Código Penal, donde involucra una ruptura grave de la armonía conyugal.
  • Impedimento de sana convivencia conyugal y con los hijos debido al alcoholismo o drogadicción.
  • Prueba o tentativa de prostituir al cónyuge o hijos.
  • Conducta homosexual.

Estos, solo son algunos de los ejemplos que estipula la ley, por lo que cualquier otra acción que haga la vida en común intolerable puede ser valorada para un divorcio culposo.

Sobre qué resolverá el tribunal

Primeramente, el tribunal debe resolver todo sobre con qué frecuencia ocurre la causal con la que se procede a solicitar el divorcio culposo y si dicha conducta realmente ocasiona una vida en común intolerable. Con el fin de poder determinar una sentencia de divorcio justa.

Igualmente, los temas como patrimonio conyugal, compensación económica y cada término con respecto a los hijos en común, deberán ser discutidos como anexos al juicio.

Costos y plazos del divorcio culposo

El único costo que lleva este tipo de juicio es el de los honorarios del abogado que te represente, los cuales pueden ir de $550.000 a $850.000. Los demás con relación a medios probatorios e inscripción de sentencia.

En cuanto a los plazos, este tipo de trámites no tienen una duración estipulada. Esto dependerá del tiempo que se tarde en llegar la notificación al cónyuge demandado, así como la eventualidad de presentación del mismo a la audiencia, en la cual quedaría suspendida por su incomparecencia.

También, dependerá del tipo de caso, ya que puede haber una demanda reconvencional de compensación económica por ejemplo que alargue el juicio y a su vez pueda aumentar el costo.

¿Cómo divorciarse si mi cónyuge vive en el extranjero?

En caso de que el matrimonio fuese realizado en Chile se puede optar por todos los tipos de divorcios previamente mencionados. En caso de que el cónyuge se encuentre en el extranjero se puede presentar una situación algo compleja al momento de querer llevar a cabo un divorcio.

De esta manera, el cónyuge que se encuentre fuera del territorio nacional deberá otorgar a un abogado la representación de sus derechos plenamente mediante un mandato judicial, pero ten en cuenta que esto es válido únicamente para cuando se solicita un divorcio de mutuo acuerdo.

En cuanto a los divorcios unilaterales o culposos, no se puede demandar. Debido a que el tribunal competente necesita conocer de la demanda de acuerdo al domicilio del cónyuge al que se le está realizando la demanda.

Ahora bien, ya conociendo que la única manera es mediante mutuo acuerdo, es un trámite que cuenta con el mismo valor que si ambas partes estuvieran en Chile a diferencia de los gastos adicionales que el cónyuge en el extranjero debe otorgar por lo del mandato judicial. 

Además, al ser de mutuo acuerdo tendrá un plazo de 3 a 6 semanas una vez que se presente la solicitud.

¿Cuánto demora un trámite de divorcio?

El tiempo que se lleve tramitar un divorcio en Chile dependerá del tipo que vayas a solicitar. Por lo que la demora iría de la siguiente manera:

  • Divorcio de mutuo acuerdo: al ser el más sencillo y rápido cuenta con una demora aproximada de 30 días (1 mes).
  • Divorcio unilateral: este tipo de divorcio puede demorar hasta 90 días (3 meses).
  • Divorcio culposo: este trámite puede demorar igualmente unos 90 días (3 meses).
Cuánto demora un trámite de divorcio

¿Cuánto cuesta un divorcio en Chile?

Del mismo modo, los precios pueden variar de acuerdo al tipo de divorcio en Chile y por supuesto de los abogados. Esto debido a que puede haber juicios que necesiten de más tiempo para resolverse. Entre los precios aproximados de acuerdo a cada tipo están:

  • Divorcio de mutuo acuerdo: en este caso, el trámite al ser más sencillo un abogado puede cobrar hasta $250.000.
  • Divorcio unilateral: el costo de este trámite varía de acuerdo a los abogados y casos, puede ir de $300.000 y $450.000.
  • Divorcio culposo: de acuerdo al tipo de caso este tipo de divorcio puede costar entre $550.000 a $850.000. Esto debido a que se debe pasar por dos audiencias y comprobar las faltas al compromiso conyugal.
Cuánto cuesta un divorcio en Chile

¿Qué sucede con los hijos después del divorcio?

Existen 3 escenarios con respecto a los hijos, el 1er escenario cuando se trata de mutuo acuerdo, o acuerdo común todo queda estrictamente tipificado en el Acuerdo Completo y Suficiente, por lo que no debería de haber ningún tipo de problema.

Todo se va a encontrar regulado, escrito y por supuesto legalizado, ambas partes deben de respetar dicho acuerdo. Aunque bien exista el divorcio no quiere decir que se extingan las responsabilidades de padre y madre. Estos deben cuidar, criar, alimentar y velar por los intereses de sus hijos.

En caso de estar divorciados, deben ocuparse en los gastos de este por medio de la pensión alimenticia. Ahora bien, el 2do escenario es el que tiene que ver con los divorcios unilaterales.

Así como se hace con los bienes, todo lo relacionado con los hijos pasa a medirse previamente, el juez es quien decide mientras transcurre la audiencia del divorcio. El juez va a mediar sobre los siguientes temas a tomar en cuenta:

  • Pensión de alimentos: ¿Cómo y cuánto se va a pagar de pensión alimenticia?
  • Cuidado personal: ¿Con quién vivirá el hijo luego del divorcio?
  • Relación directa y singular: ¿Cómo va a ser el régimen de visitas?

El 3er y último escenario, en un divorcio culposo, como no existe un acuerdo entre las partes y una de esta faltó a su compromiso, el juez va a ser el encargado de llevar todo con respecto a los temas de tuición y pensión, donde la parte más afectada va a ser quien se lleve los beneficios correspondientes.

Siempre se debe dejar por escrito los derechos y deberes de los padres para que, al momento del divorcio, no se pueda demandar por el incumplimiento de estos. En caso de que no cumpla con lo anteriormente expuesto, se procede con una demanda de pensión de alimentos.

Qué sucede con los hijos después del divorcio

¿Qué pasa con los bienes luego del divorcio?

Los bienes pasan a liquidarse, debes de tomar en cuenta que los bienes no van a depender del divorcio en cuestión, de hecho, van a depender enteramente del tipo de matrimonio que se tenga. Como te explicamos con anterioridad, se debe de considerar los 3 tipos de matrimonio que se contemplan en la ley chilena.

Qué pasa con los bienes luego del divorcio

¿Qué es la separación de bienes?

Se trata de un régimen económico que entra dentro del matrimonio. Esto permite que los patrimonios de cada uno se encuentren diferenciados. De esta forma cada uno va a gestionar, y van administrar sus propios bienes y sus derechos.

Hay que acotar que esta diferencia no es un óbice que pueda existir en determinados bienes comunes, ya que son adquiridos de forma conjunta a lo largo del matrimonio o aquellos donde la titularidad sea sumamente imposible de demostrar.

En dado caso que el matrimonio llegue al divorcio, sólo se debería de liquidar los bienes comunes.

Bienes del matrimonio sin sociedad conyugal

En este matrimonio tanto el hombre como la mujer son dueños de sus bienes. Un ejemplo fácil de entender es que, si la mujer tiene un departamento y el hombre un carro, al divorciarse todo queda exactamente igual.

La mujer pasa a quedarse con su departamento y el hombre con su carro, ya que no existe nada en esa instancia que negociar. Acá no va a importar si este divorcio fue hecho de mutuo acuerdo, unilateral o de tipo culposo.

Cada quien es dueño de sus propios bienes y los administra debidamente siendo propietario de estos.

Bienes del matrimonio con sociedad conyugal

Este tipo de matrimonio va a tomar todos los bienes, tanto de hombre como mujer y los va a juntar. Logrando de esta manera que ambos sean propietarios de todo. Los dos serán dueños del carro, del departamento, los muebles, etc.

Aunque existe una leve excepción donde la mujer puede pasar a adquirir sus propios bienes y se encuentra contemplado en el artículo 150 de la ley:

Con este artículo, la mujer pasa a decidir si los bienes que compra pueden formar parte o no de dicha sociedad conyugal. En caso de que decida que NO quiere que formen parte, el hombre no va a poder tener ningún derecho de reclamo sobre este articulo ya que pasará a formar parte del patrimonio reservado.

El hombre no podrá hacer lo mismo, automáticamente lo que compre pasará a estar dentro de la sociedad conyugal y aunque este podrá administrarlo, no podrá dejarlo como parte de su patrimonio reservado.

No todos los bienes entran dentro del artículo 150, sólo aquellos que la mujer compre. Cabe acotar que los bienes de donaciones y herencias no forman parte de este patrimonio reservado, estos se siguen relajando en partes iguales.

El artículo 150 no es automático, la mujer debe asegurarse al momento de comprar un bien que este tenga una cláusula, y que el mismo tipifique que se está haciendo adquirido bajo dicho artículo del código civil.

Otra acotación muy importante es que el gentilicio llega a pensar que entonces la mujer sale ganando porque se reparten los bienes e incluso se queda con los del patrimonio reservado; esto no es así. De hecho, la mujer posee 2 opciones en dicha situación:

  1. Renuncia a sus bienes de la sociedad conyugal y solo se queda con los adquiridos en el patrimonio reservado.
  2. Suma los bienes que tenga en el patrimonio reservado a la sociedad conyugal y se reparten de igual manera.

¿Cuál es la opción que mejor conviene? Simple, todo va a depender del contexto de la situación. Acá van 2 ejemplos para que se entienda mejor:

  1. Petra y Juan están casados actualmente por una sociedad conyugal. Petra compró un carro con cláusula del artículo 150 del código civil chileno. A esto hay que tener en cuenta que la sociedad conyugal percibe 2 departamentos. Luego de unos años quieren divorciarse, ¿Qué le conviene a Petra? El mejor consejo es que sume su auto a la sociedad conyugal y se liquiden los bienes, ya que sale ganando de mejor manera.
  2. En el mismo caso que el anterior, pero Petra y Juan solo tienen un carro comprado y en sociedad conyugal. Luego de un tiempo, Petra va ascendiendo en el trabajo y pasa a comprarse un departamento con cláusula del artículo 150 del código civil chileno. En caso de divorciarse ¿Qué es lo que mejor conviene? Quedarse con el departamento porque esto vale mucho más.

Por último, la aclaratoria del artículo 150 del código civil chileno; cuando se creó la ley hace mucho tiempo, la mujer era quien tenía un rol más adaptado al hogar. Actualmente la mujer es quien tiene un rol de mayor peso en la sociedad y se encuentra adaptada para cualquier circunstancia.

Por ello se optó por levantar el artículo 150 del código civil a manera de compensación de la antigua ley machista y de esta forma lograr una mejor equidad en los géneros.

Participación de bienes gananciales

Este tipo de matrimonio por otra parte tiene como finalidad el buscar que una de las partes gane mucho más o adquiera más bienes que la otra. Buscando compensar aquella que tenga menos para que todo sea mucho más justo en el momento del divorcio.

Un ejemplo que podemos colocar es que Juan y Petra se encuentran casados. Juan ganó mucho más capital y lo guardó en su cuenta bancaria, además pudo comprar varios departamentos y carros. Hasta el momento, el dinero y los bienes son de Juan ¿Cierto?

Resulta que ahora viene el punto importante a tomar en cuenta; en el momento del divorcio, se va a entregar parte de los bienes que Juan obtuvo para compensar el patrimonio de Petra y que ella iguale en términos pecuniarios.

Acá la ley se hace muy tacita y específica. No importa si el divorcio aborda el mutuo acuerdo, sea de forma unilateral o culposo. Al encontrarse casados con la participación de los gananciales, la parte de aquella pareja que posea mayor cantidad patrimonial va a repartirlo con quien tenga menos.

¿Cómo se puede liquidar la sociedad conyugal?

Lo primero que se debe decidir es si se quieren repartir estos bienes de forma directa o si quieren venderlos y entonces repartir dicho dinero. Cualquiera sea el caso, esto se debe de valorar y ver cuánto dinero se tiene en total.

Lo siguiente es dejar por escrito aquella decisión en el reparto del Acuerdo Completo y Suficiente que se va a presentar en el divorcio, dando la admisión o dimisión por parte del juez.

¿Efecto de los bienes patrimoniales en el divorcio?

Como es de esperarse, en los bienes patrimoniales van a tener una serie de consecuencias que se extienden hasta la conclusión del matrimonio.

Específicamente cuando llega a este punto, se tiene que dejar finiquitado todos y cada uno de los temas patrimoniales que existan entre los cónyuges. Dependiendo del régimen adoptado o del tipo de matrimonio que se haya concretado puede ser o no ser tan engorroso.

Un ejemplo claro de esto es que, si existe sociedad conyugal, se debe liquidar dicha sociedad conyugal por una escritura oficial y pública, sin contar los trámites a la liquidación pero que tienen que ver con restituciones en la sociedad.

Pero en caso de no existir dicha sociedad conyugal, los patrimonios no se mezclan y se liquidan de manera automática.

¿Cómo se liquida la separación de bienes?

Se debe de valorar los bienes, ver cada cosa que posee cada uno de los cónyuges. Aquí pasa a entrar todo tipo de propiedades, bienes muebles e inmuebles.

Tan pronto se tengan valorizados, existen 3 opciones a tomar en cuenta:

  1. Si el divorcio es por mutuo acuerdo, se debe de establecer un Acuerdo Completo y Suficiente para los detalles en cuanto a la repartición. Estos se venderán y se repartirá el dinero por partes iguales o bien, se repartirán las cosas de forma directa. Es un divorcio exprés por lo que no debería de haber problema alguno.
  2. Si el divorcio es llevado a cabo de forma unilateral, se tiene que el juez de este caso va a ser quien decida los detalles con relación a los bienes. Este va a pedir una valorización y va a decidir si se reparten o se venden.
  3. Por último, si se va a divorciar de forma culposa, entonces nuevamente va a ser el juez quien decida cómo se van a repartir dichos bienes. Pero puede que exista un castigo económico para aquel cónyuge que pudo cometer la falta.

Luego del divorcio ¿Es posible casarse?

La respuesta a esta pregunta es sí. Si de hecho se puede volver a casar luego de haberse divorciado, aunque la ley no aplica de igual manera para hombres y mujeres.

Ocurre que hay un beneficio, en el caso del hombre que se haya divorciado, va a poder casarse de forma inmediata, incluso al día siguiente si este lo quisiera, pero en el caso de la mujer debe de haber un plazo; como mínimo 9 meses para poder volverse a casar.

Luego del divorcio es posible casarse

¿Necesito un abogado para divorciarme?

Por supuesto que se necesita de un abogado para poder divorciarse. Este es un trámite de carácter judicial y por ello se requiere por ambas partes la obligación de ser representadas legalmente por un abogado.

¿Cuál será mi estado civil luego del divorcio?

Cuál será mi estado civil luego del divorcio

El estado que figura civilmente es el de divorciado. No viudo, ni mucho menos soltero, pero sí divorciado.

¿El divorcio es la única forma de terminar con el matrimonio?

La respuesta es NO. Actualmente en Chile existen 2 maneras de concluir un matrimonio, una de estas es el divorcio que te hemos explicado punto por punto y la otra es la nulidad.

Por si te lo preguntas, la nulidad es otro proceso legal que va a dejar sin efecto alguno el matrimonio pero que a diferencia del divorcio este va a ocurrir porque los cónyuges incurrieron en una falta grave a dicho proceso.

Un ejemplo de esto es que, al momento de contraer nupcias en el proceso legal, no había testigos para poder llevarlo a cabo. Al momento de incurrir en esta falta, el matrimonio queda sin efecto, y las personas regresan al estado civil de soltería, viudo, divorciado, lo que corresponda para cada quien.

¿Te fue de utilidad este artículo? Compártelo en tus redes sociales
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Artículos que te podrían interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *